«Kiko la Quema» se esfumó: la Policía Nacional tienes un mes buscándolo sin localizarlo

  • El hombre está entre los buscados de la uniformada desde el año 2015
  • De acuerdo con los informes policiales, la banda de «Kiko la Quema» opera en varias comunidades de San Cristóbal

El presunto delincuente José Antonio Figueroa, reconocido en los círculos criminales como «Kiko la Quema», parece haberse esfumado sin dejar rastro.

El pasado 21 de noviembre el alto mando de la Policía Nacional activó operativos de búsqueda de Kiko, acusado junto a los integrantes de una supuesta banda que se dedica a cometer homicidios, robos, secuestros, sicariatos, microtráfico de drogas, cobros compulsivos, extorsión, tráfico de armas, invasión de terrenos y lavado de activos. 

De acuerdo con los informes policiales, la banda de «Kiko la Quema» opera en varias comunidades de San Cristóbal, sobre todo en su municipio natal, Cambita Garabitos

No fue hasta el 26 de noviembre, una semana después, que el nombre de «Kiko la Quema» empezó a sonar en el país tras la muerte a tiros de su presunto lugarteniente Yunior Rodríguez Rodríguez (a) Pupi el Sicario, quien supuestamente enfrentó a los agentes del orden cuando éste se dirigía a llevarle alimentos a Kiko en su escondite. 

El llamado del presidente Abinader

Un día después, el 27 de noviembre, el presidente Luis Abinader le pidió al «delincuente» que se entregara. Reveló que era el más buscado por los organismos de seguridad.

«Su lugarteniente está en 29 (muerto) y, desgraciadamente, parte de su personal también. Lo que a él le conviene es entregarse, porque ya no va a encontrar apoyo a nivel medio ni a nivel más alto», expresó el jefe de Estado en la ocasión. También, dijo que éste estaba en el «top one» (número uno) en la lista de búsqueda por las autoridades.

Pese a los llamados realizados por las autoridades locales , «Kiko la Quema» permanece prófugo de la justicia, como si se lo hubiese tragado la tierra.  

En la comunidad de Cambita Garabitos se han realizado en este mes amplios operativos tras su búsqueda, sin ningún resultado. 

El presunto delincuente José Antonio Figueroa, reconocido en los círculos criminales como «Kiko la Quema», parece haberse esfumado sin dejar rastro.

El pasado 21 de noviembre el alto mando de la Policía Nacional activó operativos de búsqueda de Kiko, acusado junto a los integrantes de una supuesta banda que se dedica a cometer homicidios, robos, secuestros, sicariatos, microtráfico de drogas, cobros compulsivos, extorsión, tráfico de armas, invasión de terrenos y lavado de activos. 

De acuerdo con los informes policiales, la banda de «Kiko la Quema» opera en varias comunidades de San Cristóbal, sobre todo en su municipio natal, Cambita Garabitos

No fue hasta el 26 de noviembre, una semana después, que el nombre de «Kiko la Quema» empezó a sonar en el país tras la muerte a tiros de su presunto lugarteniente Yunior Rodríguez Rodríguez (a) Pupi el Sicario, quien supuestamente enfrentó a los agentes del orden cuando éste se dirigía a llevarle alimentos a Kiko en su escondite. 

Operaciones tras operaciones

Las intervenciones han sido encabezadas por agentes de Operaciones Especiales (Lince) de la Policía Nacional, las cuales han sido criticadas por los comunitarios ante la forma «atropellante» que afirman que han sido ejecutadas.  

Sobre estos operativos, el alcalde del municipio de Cambita Garabitos, José Peña, los calificó de «inteligencia bruta«. Expresó que el municipio necesita un respiro ante la forma utilizada por los agentes para dar con el paradero de Kiko la Quema

«Cambita se encuentra aterrorizada con los operativos de la Policía y el Dicrim. En tal sentido, estamos llamando a la prudencia, porque no nos oponemos de ninguna manera al trabajo que está realizando la Policía, el Dicrim y los organismos de seguridad, pero sí, Cambita necesita un respiro, necesitamos paz», manifestó la semana pasada Peña.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

13 − cuatro =