Casi 3.000 pavos murieron de un ataque de pánico en Rusia

Un total de 2.848 pavos de la empresa ruso-española Tambovskaya Indeika ha muerto tras sufrir un ataque de susto.

Los empleados de la compañía aseguradora que se encargó de la investigación concluyeron que las aves murieron a raíz de la asfixia causada por un gran susto.

Según el informe, todas las víctimas fueron espantadas por un reptil que logró penetrar en la granja.

Resulta que las aves domésticas pueden sufrir estrés o incluso morir a raíz de un edema pulmonar—acumulación anormal de líquido en los pulmones— y la asfixia provocados por el terror.

Como resultado, la aseguradora pagó al contratante de la póliza la indemnización prevista en el acuerdo.

La granja, que pertenecía a Tambovskaya Indeika, contaba con 660.000 aves, que fueron aseguradas contra el riesgo de morir a causa de una enfermedad, un incendio, una intoxicación, un accidente o un desastre natural.

Tambovskaya Indeika es el proyecto conjunto lanzado por el grupo ruso Cherkizovo y el Grupo Fuertes, de España, que se dedica a la producción de carne de pavo en la provincia de Tambov desde el año 2012.

Este no es el primer caso de muerte masiva de aves domésticas a causa de un ataque de pánico. Previamente, centenas de pollitos que habían sido espantados por la sirena de un vehículo policial murieron en una granja de China.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres × 1 =