Casos de corrupción culminan con penas suaves en justicia

SANTO DOMINGO.Desde hace varios años en el país se vienen ventilando importantes casos de corrupción, que aunque han sido sorprendentes porque implican a exfuncionarios y empresarios de altos niveles que anteriormente eran intocables, ya que no llegaban a la justicia.

Sin embargo, a la larga forman parte de la misma historia porque logran la absolución en gran parte por lo receptivo que se muestra el Poder Judicial frente a los tecnicismos.

Ha sido de esa forma que la mayoría de imputados en casos de corrupción han visto terminar sus procesos luego de haber cumplido medida de coerción, las cuales han tenido mayor impacto que los juicios de fondo, en los casos de los que han llegado hasta ahí.

Para los jueces las debilidades en la instrumentación del expediente es suficiente para dejar absueltos a los implicados en casos de corrupción administrativa, aunque no muestran igual nivel de benevolencia cuando se trata de delincuencia común, para los que casi siempre las penas son más fuertes y los tecnicismos no suelen ser barreras cuando los argumentos de culpabilidad son solidos.

Así quedó demostrado una vez más en el reciente caso OMSA, que no solo se trató de corrupción, sino que también incluye el asesinato del abogado Yuniol Ramírez, ocurrido el 11 de octubre del año 2017.

El Segundo Tribunal Colegiado del Distrito Nacional sentenció a 20 años de prisión a Argenis Contreras González, hallado culpable del homicidio, y descargó al exdirector de la Oficina Metropolitana de Servicios de Autobuses, Manuel Rivas, acusado de corrupción e impuso una pena casi simbólica a Faustino Rosario Díaz, quien era gerente financiero.

A éste último se le condenó a un año de prisión (pena cumplida) por complicidad para cometer sobornos, enriquecimiento ilícito y lavado de activos, además de quedar inhabilitado para cumplir alguna función pública por cinco años.

Tras conocerse la decisión de los jueces, la titular de la Dirección General de Persecución del Ministerio Público, Yeni Berenice Reynoso, reaccionó diciendo que es “increíble cómo la mayoría de los tribunales varían sus criterios exclusivamente para favorecer corruptos y casos de crimen organizado”.

La magistrada usó sus redes sociales para calificarde “vergonzosa e indignante” la jurisprudencia de la corrupción en el país.

“En la República Dominicana la jurisprudencia de la corrupción es vergonzosa, indignante, parcial, ilógica, contradictoria, servil, deficiente, errónea… Es increíble cómo mayoría de los tribunales varían sus criterios exclusivamente para favorecer corruptos y casos de crimen organizado”, sostuvo.

El Ministerio Público solicitó 30 años de reclusión para Argenis Contreras y 20 años para Manuel Rivas, Faustino Rosario, José Antonio Mercado Blanco y Jorge Luis Abreu; 5 años para Víctor Ravelo Campos, Heidy Carolina Peña y Lilian Francisca Suárez Jáquez.

“Venimos de una cultura en la que ciertos delitos eran en su mayor parte invisible. Los delitos callejeros, el robo y similares, eran judicializados. Pero ¿la corrupción? Rara vez”. Los fiscales anticorrupción tienen mayores recursos ahora y la gente quiere que sean llevados a la justicia”, explicó una jueza a investigadores de InSight Crime, respecto a la corrupción.

Añálisis del tribunal

Una de las argumentaciones en ese caso fue que luego de que el tribunal analizara el contenido del informe de análisis de comunicación, concluyó que no existió comunicación entre Argenis Contreras y José Antonio Mercado Blanco, ya que este último, a las 7:08 de la noche se encontraba bajo cobertura de una antena 1298 ubicada en el residencial Colina de Los Ríos, antena que según el informe que sirvió como medio de prueba, se encuentra ubicada en una zona urbana, pero que no sabía a qué distancia está Colina de Los Ríos y Alto de Arroyo Hondo. Estos dos lugares son colindantes.

Tucano y Odebrecht

El mismo camino transitaron los casos de los Super Tucanos y Odebrecht, ambos involucraban a empresas brasileñas, que admitieron haber pagado sobornos, pero los imputados también fueron absueltos.
En caso Odebrecht hasta ahora solo han sido condenados en primera instancia el empresario Ángel Rondón y el exministrado de Obras Públicas Víctor Díaz Rúa.

El primero se le condenó por supuestamente dar sobornos sin que en el juicio se condenara a nadie por ser sobornado y a Díaz Rúa por irregularidades en su declaración jurada, cosa muy distinta a lo que puso en marcha el proceso judicial del caso Odebrecht.

Los otros casos

El caso conocido como Antipulpo, que tiene como principal protagonista a Alexis Medina, luego de 18 meses de prisión preventiva cumplidos por los involucrados en una supuesta red de exfuncionarios que habría estafado al Estado con miles de millones de pesos, se les varió la medida por prisión domicialiria.

Otros casos similares son Coral y su derivado Coral 5G, que involucra a exmilitares en una complicidad que habría estafado al Estado con unos cuatro mil millones de pesos.

Además del caso Medusa, que tiene como principal figura al exprocurador Jean Alain Rodríguez, sobre quien pesan acusaciones por desfalco por diez mil millones de pesos.

José Miguel de la Rosa, El Día

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

16 − 6 =