Liga Árabe tilda de “bullying contra Palestina” la reacción alemana a Abás

El Cairo, 19 ago (EFE).- La Liga Árabe expresó este viernes “su rechazo y sorpresa” en lo que “parecer ser una campaña de bullying contra Palestina” por el rechazo del canciller alemán, Olaf Scholz, a unas polémicas declaraciones del presidente palestino, Mahmud Abás, en Alemania en las que afirmó que Israel comete un “holocausto”.

Una fuente oficial de la Secretaría General de la Liga Árabe, que no fue identificada, expresó “su condena a algunas reacciones alemanas, que fueron demasiado lejos, y de una manera sin precedentes y sin una justificación o razón, al satanizar a los palestinos y subestimar su enorme sufrimiento durante décadas”, según un comunicado del organismo panárabe.

La fuente agregó que es “sorprendente que las partes que siempre acechan a Palestina, ya sea en Alemania, Gran Bretaña u otros lugares, no prestaron atención a la declaración clara emitida por la presidencia palestina al respecto, lo que ensombrece las malas intenciones de esas partes hacia la causa palestina y su presidente, y el sufrimiento de su heroico pueblo palestino”.

Asimismo, destacó que la Liga Árabe “comprende el peso del legado histórico sobre los gobiernos alemanes contemporáneos en la misma medida en que comprende la sensibilidad y especificidad del término Holocausto. Sin embargo, esto no debería convertirse en un punto de entrada para sumar puntos políticos contra la causa palestina y su líder”.

Concluyó que esto “contribuye no solo a suprimir el sufrimiento diario de los palestinos por los crímenes de la ocupación, sino también a beneficiarse de la potencia ocupante israelí”, se apunta en la nota.

Abás se encontraba de visita oficial en Alemania coincidiendo con homenajes por el 50 aniversario de los Juegos de Munich del 72, marcados por el atentado de grupos palestinos contra el equipo olímpico israelí, matando a 11 de sus miembros y a un policía alemán.

“Desde 1947 hasta el día de hoy, Israel ha cometido 50 masacres en 50 localidades palestinas. 50 masacres, 50 Holocaustos”, afirmó Abás el martes en una rueda de prensa conjunta en Berlín con el canciller alemán cuando un periodista le preguntó si consideraba que debía disculparse por ello, lo que desató las críticas tanto del Gobierno israelí como del alemán.

Abás se retractó parcialmente de sus comentarios al día siguiente en un comunicado, alegando que simplemente había tenido la intención de resaltar los “crímenes” israelíes.

Ayer, el primer ministro israelí, Yair Lapid -quien se apresuró a calificar sus palabras “no solo como una desgracia moral, sino también como una mentira monstruosa”-, habló por teléfono con Scholz, quien le aseguró que Alemania “rechaza y condena” las declaraciones de Abás y que era importante para él “aclararlo personalmente con el primer ministro, y públicamente”.