Lluvia de morteros sobre Severodonetsk, combates en Sloviansk

Lluvia de morteros sobre Severodonetsk, combates en Sloviansk

9 jun (EFE).- Las fuerzas prorrusas de la autoproclamada república popular de Donetsk, reconocida en febrero por el Kremlin, afirmaron hoy que ha comenzado la batalla por Sloviansk, que es, junto a Kramatorsk, el principal objetivo del Ejército ruso en el Donbás.

Al mismo tiempo, el Ejército ruso ha intensificado sus ataques sobre las posiciones que aún mantienen los ucranianos en Severodonetsk, en el este de Ucrania, un enclave estratégico que podría dar a los invasores la clave para controlar todo el Donbás.

Según el informe diario publicado por el Estado Mayor General de las Fuerzas Armadas de Ucrania en Facebook, los rusos han utilizado en la zona en las últimas horas morteros, artillería y lanzacohetes múltiples.

Además de en Severodonetsk, los ataques rusos también han afectado a otras poblaciones cercanas, en la misma región de Donestk, como Lysychansk, Pryvillia, Ustynivka, Hirske y Katerynivka.

También en Donetsk, “el enemigo, además de disparar artillería a lo largo de la línea de contacto, lanzó un ataque con misiles cerca de la ciudad de Kramatorsk”, señalan las fuentes.

El parte castrense indica que los ataques se dirigieron, sobre todo, a destruir infraestructuras de la zona.

SE LUCHA EN SLOVIANSK

“Se lleva a cabo la batalla por Sloviansk”, informó el mando prorruso en su canal de Telegram. El pasado domingo, los separatistas afirmaron que se encontraban a unos 19 kilómetros de Sloviansk, urbe clave para tomar el bastión militar ucraniano de Kramatorsk.

El Estado Mayor General de Ucrania informó en su parte matutino de que las fuerzas rusas “se centran en los preparativos para continuar su ofensiva en dirección de Sloviansk y Barvinkove”, al oeste de la primera ciudad y perteneciente a la región de Járkov.

Según las milicias prorrusas, las fuerzas de las repúblicas populares de Dontetsk y Lugansk, apoyadas por el Ejército ruso, han “liberado y establecido el control total de 231 localidades, incluyendo a Sviatohirsk y Tetyanivka”.

MINAS EN JÁRKOV

En Járkov, la segunda ciudad en importancia de Ucrania y capital de la región del mismo nombre, los rusos continúan con el minado de la zona para impedir los contraataques ucranianos.

“Los invasores recurren al intenso bombardeo de artillería para frenar las acciones de las fuerzas de defensa de Ucrania. Además, el enemigo disparó contra la infraestructura civil en el área de Stary Saltiv, Ruski Tyshky, Cherkasy Tyshky, Korobochkyne, Asiyivka, Chepil y Udy”, precisa el informe.

Durante las últimas 24 horas, los ucranianos rechazaron siete ataques enemigos en las direcciones de Donetsk y Lugansk.

Según la información disponible, el personal de la 15ª brigada separada de infantería motorizada del 2º ejército de armas combinadas del distrito militar central ruso sufrió pérdidas significativas en los combates en el territorio de Ucrania.

Esas pérdidas se cuantifican, según los ucranianos, en alrededor de 800 efectivos muertos y unos 400 heridos.

ATAQUE A CENTRO DE MERCENARIOS

El Ejército ruso afirmó hoy que ha destruido con misiles de alta precisión un centro de entrenamiento de las Fuerzas Armadas de Ucrania en el noroeste del país en el que se preparaban mercenarios extranjeros, según informó hoy el Ministerio de Defensa de Rusia en su parte matutino.

El mando ruso señaló que la aviación rusa destruyó también con misiles de alta precisión dos puestos de mando, un sistema de misiles antiaéreos Osa-AKM en la localidad de Rozolivka (Donetsk), un almacén de municiones en Paraskovivka (Lugansk) y 23 zonas de concentración de fuerzas y equipos de combate.

La aviación rusa, según Konashénkov, atacó además 18 zonas de concentración de fuerzas y equipos de combate, ocasionó la muerte de más de 200 soldados y destruyó cinco tanques, dos lanzaderas múltiples Grad, además de un arsenal de artillería en la localidad de Verkhnokamianske (Lugansk).

ZELENSKI ACUSA

El presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, acusó este jueves a Rusia de estar preparando “una nueva crisis migratoria” en países africanos y asiáticos que dependen de las importaciones de cereales y reclamó sanciones a largo plazo y “dolorosas” contra Moscú.

En una intervención por vídeo durante la sesión de apertura de la reunión ministerial anual de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), Zelenski reprochó a la comunidad internacional que no se hubieran atendido las advertencias que su país lanzaba sobre las consecuencias para todo el mundo de las maniobras en su contra que estaba preparando Rusia.

“Durante mucho tiempo el mundo subestimó la importancia de Ucrania y nuestros alertas. Rusia sabía que una desestabilización de Ucrania tendría consecuencias para todo el mundo. Por eso Rusia quiere tener el control de Ucrania. Por eso el interés básico del mundo entero es ayudar a la resistencia de Ucrania”, señaló.

“Hay que detener esta guerra rápido, garantizar el aprovisionamiento alimentario por el Mar Negro porque son las exportaciones ucranianas las que tienen un papel de estabilización y Rusia debe responder por la nueva crisis migratoria que está preparando al tomar como rehenes a los habitantes de África y Asia”, añadió el mandatario.