Saddiq Bey evita con un triple sobre la bocina un nuevo milagro en la Bahía

Chicago (EE.UU.), 4 ene (EFE).- Un triple de Saddiq Bey sobre la bocina, después de que Klay Thompson igualara el partido 119-119 con otro tiro de tres puntos, permitió este miércoles a los Detroit Pistons dar la campanada y tumbar a los Golden State Warriors en el Chase Center de San Francisco (122-119).

Pese a la baja por lesión de Steph Curry, los Warriors vivían un gran momento de forma y llevaban seis victorias consecutivas en casa, la última de las cuales llegada contra los Indiana Pacers tras dos prórrogas, con unas milagrosas jugadas de Thompson y Kevon Looney.

Hace dos semanas, siempre en el Chase Center, los Warriors evitaron el revés contra los Portland Trail Blazers con un magnífico parcial de 16-2 en el cuarto período y este miércoles parecía que la historia iba a repetirse cuando Thompson conectó el triple que igualó el duelo.

Sin embargo, con un segundo en el cronómetro, Saddiq Bey recibió y logró el triple que silenció el público local y dio el triunfo a los Pistons, penúltimos en la Conferencia Este.

Acabó con 17 puntos y cuatro triples, en una noche iluminada por los 29 puntos y cinco de seis en triples del croata Bojan Bogdanovic.

Para los Warriors, que llevaban seis victorias consecutivas en casa y que siguen teniendo la mejor marca de la liga como locales (17-3), Thompson anotó treinta puntos, mientras que Jordan Poole logró 24.

Los Warriors, vigentes campeones, son novenos en el Oeste con un parcial de 20-19.

Siempre en California, Los Ángeles Lakers lograron un triunfo contra los Miami Heat 112 a 109, pese a la ausencia de LeBron James, el gran ‘ex’ del partido.

James se perdió el partido por un problema de salud no vinculado con el coronavirus y su baja se sumó a la ya conocida de Anthony Davis, quien sigue recuperándose de una lesión por estrés en un pie.

Sin ‘King James’, fue Dennis Schroder en liderar a los Lakers con 30 puntos y cuatro triples, en una noche en la que Russell Westbrook aportó 19, con ocho rebotes, nueve asistencias y tres robos, por siete balones perdidos, saliendo del banquillo.

Los Heat se rindieron pese a los treinta puntos y trece rebotes de Bam Adebayo y a los 27 puntos de Jimmy Butler.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciseis + uno =